Panamá, el país más atractivo para los ciberdelincuentes del sector financiero

Según el último informe de ciberseguridad elaborado por el laboratorio de investigación de VU, VU Labs, el 75% de los encuestados en Panamá considera que los bancos han invertido en soluciones de seguridad informática efectivas.

El número, difundido por la compañía especialista en prevención de fraude y protección de la identidad con presencia en más de 18 países de América Latina, adquiere nueva relevancia teniendo en cuenta que, en el último año, nueve de cada diez bancos en la región sufrieron ataques cibernéticos, según datos de la Organización de los Estados Americanos (OEA).

Las empresas del sector financiero son las más atractivas para los ciberdelincuentes por el tipo de información que almacenan. Para hacerles frente a las decenas de miles de amenazas cibernéticas que se generan día a día en Panamá, las instituciones deben invertir en soluciones para aumentar la seguridad, reducir el fraude y proteger la identidad de sus clientes, algo que sólo el 11% de los encuestados considera que no han hecho de manera eficaz.

“Sin embargo, esto no es suficiente. Así como la tecnología avanza, los ataques se vuelven cada vez más sofisticados, por lo que es necesario estar al día en cuanto a las medidas de seguridad para prevenirlos y detenerlos”, expresó Francois Leens, Sales Director NOLA.

Según el reporte 2019 de VU Labs, los ataques más comunes en el sector financiero son phishing, ransomware y distintos tipos de malware. El phishing se trata de un ataque en el cual el atacante se hace pasar por una persona o institución de confianza para la víctima. En el ransomware, los archivos de una computadora son bloqueados hasta que el usuario paga un rescate o realiza una limpieza de disco, deshaciéndose del software malicioso.

Ahora bien, ¿cómo prevenir estos ataques? Hoy en día, la ciberseguridad forma parte del negocio, y desde VU sugerimos seguir de cerca estas indicaciones para implementarla de manera rápida y eficiente.

  • Mantente informado. Aunque puede resultar trivial, un enorme porcentaje de los ataques, incluso de los más grandes a marcas internacionales, suceden por el desconocimiento. Es decir, las personas no están capacitadas para identificar las señales de un posible ataque y qué hacer si en efecto, están siendo atacadas. Por eso es esencial estar al tanto del nivel de información que manejamos nosotros y aquellos que nos rodean, y de ser necesario, invertir en trainings o capacitaciones que pueden evitar pérdidas millonarias el día de mañana.
  • Mantener informados a los clientes. Así como es importante difundir el conocimiento dentro de la empresa, también es conveniente alertar a los clientes sobre el funcionamiento de este tipo de amenazas, cómo identificarlas y qué hacer si son víctimas.
  • Realizar pruebas de pentesting. Conocer las propias vulnerabilidades ayuda a repararlas de manera más eficiente. Invertir en tareas de pentesting, ya sean in-house o por parte de terceros, puede resultar beneficioso a la hora de delinear la estrategia de ciberseguridad que mejor se adapte a las necesidades de la empresa.

Lo importante es siempre estar informado y adoptar medidas de seguridad para garantizar la protección de activos digitales de las empresas y la identidad digital de los clientes.

Deja un comentario